Productos de Cremas anti rojeces

Mostrando todos los resultados (8)

Mostrar sidebar
Mostrar Todo
-10%
Redness Neutralizer
Cerrar

Redness Neutralizer 50ml SkinCeuticals

79,50 71,55
Comprar
-10%
Retinol 0.3 30ml SkinCeuticals
Cerrar

Retinol 0.3 30ml SkinCeuticals

93,00 83,70
Comprar
Rosacure Intensive SPF30 30ml
Cerrar

Rosacure Intensive SPF30 30ml

24,87
Comprar
-20%
Sesderma Azelac Gel Hidratante 50ml
Cerrar

Sesderma Azelac Gel Hidratante 50ml

29,95 23,96
Comprar
Cerrar

Everclean Oil Free Anti Imperfec Gel Crema 50 ml

19,17
Comprar
Rosacure Fast Gel 30ml
Cerrar

Rosacure Fast Gel 30ml

24,30
Comprar
Rosacure Intensive Color SPF30 Doré 30ml
Cerrar

Rosacure Intensive Color SPF30 Doré 30ml

24,89
Comprar
Rosacure Intensive Color SPF30 Clair 30ml
Cerrar

Rosacure Intensive Color SPF30 Clair 30ml

24,89
Comprar

Cremas anti rojeces

Las distintas clases de rojeces se originan por el deterioro de la microcirculación cutánea. La radiación UV del sol, la polución ambiental, la dureza del clima, ciertas comidas y el estrés nervioso provocan que la piel reaccione con una inflamación de los capilares. El deterioro circulatorio provoca picor, enrojecimiento y tirantez y, es preciso aplicar una crema hidratante anti rojeces en cara y cuello con énfasis en las zonas sensibles.

El tratamiento cosmético para las pieles con tendencia al enrojecimiento, con cuperosis o rosácea, consiste en la aplicación de cosméticos de mantenimiento específicos. Uno de los factores de la evolución de la rosácea es la falta de cuidado cutáneo. Este tipo de pieles pueden ser altamente reactivas, y presentar intolerancia a ciertos productos.

Las rojeces en la cara

Ciertas pieles resultan excesivamente sensibles a los cambios bruscos de temperatura, al frío, al viento,y también a productos de cosmética y aseo con los que esté en contacto. Debido a los cambios estacionales, la coloración de la piel puede variar de forma repentina, por lo que es preciso extremar el cuidado ciertos días.

Existen varios grados de rojeces

  • Grado 1: Aquí encontramos las rojeces intermitentes, se trata de una dilatación de los vasos sanguíneos de las mejillas de forma temporal, debido a los factores anteriormente citados. También las podemos sufrir en situaciones un poco estresantes y, además con comidas especialmente calientes y con la ingesta de alcohol. En estos dos últimos casos con nuestra dieta podemos lograr que se reduzcan, pues si no las controlamos, las rojeces se pueden convertir en permanentes.

  • Grado 2: Se trata de coloraciones permanentes o eritrosis. Por esto es de especial importancia controlar las manchas rosáceas pasajeras, para evitar llegar a esta eritrosis.  No conllevan a ningún tipo de enfermedad, pero pueden marcar nuestro rostro y poco a poco hacerse más grandes.

  • Grado 3: La cuperosis. Son esos capilares rojos marcados en nuestras mejillas. Los capilares de tanto dilatarse y contraerse, al final aumentan de tamaño, y eso se nota en nuestra piel.

  • Grado 4: Las zonas coloradas pueden llegar a producir granitos parecidos al acné juvenil. Esta fase se denomina rosácea y es la que más marca nuestro rostro.

Existen tratamientos específicos de cremas anti rojeces para cada fase. Estos productos reactivan la circulación de los capilares, devolviéndola a su flujo normal, y eliminando esos granitos de la piel rosácea.

Recuerda que además del uso crema anti rojeces, debes mantener la limpieza facial y la hidratación diaria para tener una piel sana.